Una respuesta de fe ante el temor

CDMX, viernes 8 de mayo de 2020

El título de este Salmo dice: «Al músico principal.  Salmo de David».

 Algunos creen que el Músico Principal es Dios mismo, y otros suponen que es el líder de los coros o músicos en los tiempos de David.

Los salmos nos inspiran confianza, fe en Dios a pesar de todas las circunstancias, este es el mensaje para el pueblo de Dios de todas las épocas, y también para cada uno de nosotros hermanos, los Salmos pueden hablar a nuestros corazones, y mostrarnos la luz de Dios al final del sendero.

Este Salmo registra un consejo bien intencionado, pero con falta de fe, de los amigos de David
No sabemos en qué circunstancias fue escrito este salmo, pero obviamente surgió en una época en que David estaba sufriendo todo el peso de la persecución y problemas, cuando era fugitivo y sufría la persecución de la rebelión de su hijo Absalón.


El primer versículo dice:

En Jehová he confiado; ¿Cómo decís a mi alma, ¿Que escape al monte cual ave?Salmo 11:1

David alzó sus ojos hacia el Señor para hallar fe en un tiempo de prueba. Él sabía que el lugar más seguro para estar de pie, era tener una confianza radical en Dios.  

Sus amigos tenían una Buena intención, pero le estaban ofreciendo el consejo del miedo. El consejo del temor no podía hacer frente a la posición de confianza que David tenía en Jehová.

Algunos suelen dar este consejo en estos días, de salir a algún lugar para cambiar de ambiente, viajar, para alejarse de la gente, de las circunstancias familiares y profesionales y de los problemas. Hermanos no importa donde uno vaya, uno nunca podrá huir de sí mismo. Por eso, el consejo que le dieron a David no resolvería sus problemas.

En los versículos 2 y 3 dice:

Porque he aquí, los malos tienden el arco, Disponen sus saetas sobre la cuerda, Para asaetear en oculto a los rectos de corazón. Si fueren destruidos los fundamentos, ¿Qué ha de hacer el justo?Salmo 11:2,3
Los amigos de David estaban aconsejándole que huyese,

que saliera del país temían por su vida, estaba tratando de matarle. tratan de que él tome precauciones, que tenga temor de un ataque secreto.

Hermanos, cuando tememos las cosas que no podemos ver, es cuando en verdad caminamos en temor.

Cuando David escucha estas palabras de parte de sus amigos, quizás su cabeza le dijo que había pensarlo. Pero su corazón le dijo que no escuchara este consejo, que buscaba que quitara su confianza en Dios.

Cuando Absalón había tomado el control del país y David huyó de Jerusalén, había desaparecido la ley y el orden. «Si son destruidos los fundamentos, ¿qué puede hacer el justo?»

Ya no se llevaba a cabo la adoración del Dios vivo y verdadero. Las personas vivían con desconfianza e incertidumbre de su futuro.

Hoy en día esa es una buena pregunta para el presente, cuando la autoridad de la Palabra de Dios está siendo puesta en tela de juicio por todas partes. Ante la relatividad de la moralidad actual, La Palabra de Dios está siendo puesta en tela de juicio, cuando vemos que estos hombres malvados no solo no creen en Dios, sino que también desprecian su palabra y dicen no hay Dios.

¿qué puede hacer la persona honrada? Hermanos, como Davidtenemos que aferrarnos a Dios. Cuando se dice en Génesis 16:6 que Abraham creyó a Dios, simplemente quiere decir que él puso sus brazos alrededor de Dios y resistió. 

En el versículo 4 dice:

Jehová está en su santo templo; Jehová tiene en el cielo su trono; Salmo 11:4
Sus ojos ven, sus párpados examinan a los hijos de los hombres.

Esta es la respuesta de fe de David, se recuerda a sí mismo, y a sus amigos, “Dios no se ha marchado a ningún lado.” “Jehová no va a ninguna parte, así que yo tampoco.”

Sabemos que, si obedecemos los mandamientos de Dios, le amamos y le servimos con todo nuestro corazón tenemos su promesa que nos cuida. Así que podemos decir con toda confianza: (Hebreos 13:6).
“El Señor es mi ayudador; no temeré. Lo qué me puede hacer el hombre”

Hermanos oremos a nuestro padre Dios sobre nuestros problemas y necesidades, debemos recordar que Cristo intercede por nosotros.

En los versículos 5 y 6 dice:

Jehová prueba al justo Pero al malo y al que ama la violencia, su alma los aborrece. Sobre los malos hará llover calamidades; Fuego, azufre y viento abrasador será la porción del cáliz de ellosSalmo 11:5,6
David responde,

El justo puede saber que el Señor le está probando, sabe que Dios está en control de todo.

La palabra de dios dice en 1 Corintios 10:13

No os ha sobrevenido ninguna prueba que no sea humana; pero fiel es Dios, que no os dejará ser probados más de lo que podéis resistir, sino que dará también juntamente con la prueba la salida, para que podáis soportarla.1 Corintios 10:13

David está diciendo,” No necesito huir para protegerme, ya que Dios en los cielos está mirándome y ve la conducta pecaminosa de mis enemigos.”

Fuego, azufre: Esto da la imagen del juicio final y eterno. ¿Qué debe temer David de los hombres destinados al infierno?

El cáliz como un contenedor del juicio nos recuerda de la oración de Jesús en el Huerto de Getsemaní:” Padre mío, si es posible, pase de mi esta copa; pero no sea como yo quiero, sino como tú “(Mateo 26 :39). La copa que Jesús temía era la copa que contenía la ira de Dios en contra del pecado; una ira que merecemos, pero que Jesús bebió en nuestro lugar.

Hermanos debemos tener claro que cuando dice Pero al malo y al que ama la violencia, su alma los aborrece”. Se refiere a aquellos que a pesar de saber cuál es la voluntad de Dios persisten en continuar practicando su pecado, en juan 3:36 dice:  » El que cree en el Hijo tiene vida eterna; pero el que rehúsa creer en el hijo no verá la vida, sino que la ira de Dios está sobre él.»  Dios nos ha amado tanto que entregó a Su Hijo a morir por cada uno de nosotros. Pero, si insistimos en malas conductasnos convertimos en enemigos de Dios.

El versículo 7 nos dice:

Porque Jehová es justo, y ama la justicia; El hombre recto mirara su rostro.Salmo 11:7
David sabía que mientras anduviera en caminos de Justicia, se mantendría en el amor de Dios,

Hermanos, por nuestra justicia personal; no podremos estar ante la presencia de Dios

Solo podemos ser justos a través de nuestro Señor Jesucristo.

En la carta a los Efesios dice:

Porque somos hechura suya, creados en Cristo Jesús para buenas obras, las cuales Dios preparó de antemano para que anduviésemos en ellas.Efesios 2:10

Hermanos sabemos que, si obedecemos los mandamientos de Dios, le amamos y le servimos con todo nuestro corazón tenemos su promesa que nos cuida, por medio de nuestra fe en Cristo.

A. I. Nelson Daniel Miranda Giles.

Comparte con tus amigos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.